El Columpio


Por un futuro mejor con los 80 by urquijo

La magia de esta gente de los 80, artistas extraños en nuestros tiempos, no sólo venía de su éxito, sino también de su humildad. Comparando con las megaestrellas de la actualidad donde los cantantes se pasean como divos por los escenarios y miran al público por encima del hombro, los verdaderos artistas, creadores del pop y del rock en España, eran unos tipos normales. Frecuentaban garitos, recorrían las calles, y tenían sueños y emociones. Eran gente normal, cercana, y con un espíritu de amor a la música, que, desde bien jóvenes, surgió de forma autodidacta.

Son gente culta, que componen una música que arrastra un mundo en su estela, canciones profundas, con contenido, canciones a las que tirarte y sumergirte y dejarte llevar, no como las actuales, y, que me perdone el cielo, pero, ahora, si intentas zambullirte en una canción, el golpe será bien duro.

Ahora priman los “artistas cometa”, esos que llegan luminosos, impactando allí por donde pasan, seguros, bellos. Pero la luz que se ve, no es más que el producto de un cuerpo celeste rocoso, no es una luz propia sino, la que reciben de los focos, de las promociones y de el dineral que se gastan las productoras en metérnoslos hasta por los ojos. Pero rápidamente pasan y se alejan. Una vez usados, a las compañías ya no les interesan. Mientras se van perdiendo dejan su rastro, como coleteando para intentar mantenerse, volver a brillar, pero, por su incapacidad ante la música y su preparación más que dudosa, están perdidos.

Así las cosas, hay pequeñas galaxias en el firmamento que permanecen por los tiempos. Son pequeñas, a simple vista, pero realmente son mayores que la Vía Láctea. Son grandes y complejas, con mucho por descubrir en su interior. Así son los auténticos artistas, los artistas de los años 80. Esta gente si que vale…

Pero lo mejor de todo es su espíritu humilde, a pesar de su grandeza, y están preocupados por temas sociales: componen canciones con temáticas sociales, de medio ambiente, de pobreza., etc, y trasmiten estos ideales en sus conciertos. El día 6 del próximo mes de noviembre tendremos la oportunidad de ver a un buen puñado de galaxias sobre el escenario de La Riviera. El motivo es recaudar fondos para la construcción en Tambanoumouya de una escuela bien dotada que además cuente con un comedor escolar para los alumnos, así como la excavación de un pozo que suministre agua potable y sanitaria y finalmente crear un sistema de alumbrado mediante energía solar. Tambanoumouya es un poblado malenke situado en Senegal Oriental, a 15 km de Badian.

Al concierto acudirán, de forma voluntaria, Nacha Pop, La Guardia, La Unión y Tam Tam Go!. Ante nosotros se presenta la oportunidad de ver a parte de los mejores grupos de la Movida madrileña y colaborar con la aldea de Tambanoumouya para crear, entre todos, un futuro mejor para el poblado malenke a través de la educación.

Anuncios

1 comentario so far
Deja un comentario

Como te dije antes…Nada que añadir, porque todo es tan limpio, que para qué ensuciarlo…
Te quiero…
Ven ya…

Comentario por Ali




Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: